lunes, abril 17, 2017

Sacerdocio femenino, un pequeño apunte


Hay un hecho del que querría dejar constancia aquí. Los que lleven escuchando mis sermones desde hace un decenio habrán observado la evolución de mi teología mariológica.

Las razones negativas para no admitir la ordenación de mujeres siempre me habían parecido insuficientes. Me limité a aceptar la Tradición. Lo cual hice sin restricciones internas.

Ahora bien, hace una semana me di cuenta de un pequeño detalle. Si la Virgen María es lo que yo he llegado a barruntar que es --es decir, si la santidad que se contiene en ella es de tales proporciones como ahora lo creo--, entonces, el hecho de que María no haya sido ordenada sí que pasa a ser un hecho sustancial.

El hecho de que se dejara fuera del sacerdocio ministerial a una persona que valía más que la Iglesia entera, pasa a ser un hecho afirmativo, no meramente histórico. De forma expresa se quiso dejar sin sacerdocio a la persona que por su cristificación hubiera sido no sólo la más digna de recibir esa potestad, sino más digna que la dignidad sumada de todos los apóstoles y obispos de la Historia: eso no es un mero argumento negativo.


En una visión teológica en la que la Iglesia es pedestal de María, entonces el que la Madre de Dios fuera excluida de la Última Cena implica un expreso designio acerca de todas las mujeres. No sé cuáles puedan ser las razones de la exclusión de la mujer al sacerdocio, pero no me cabe duda de cuál es la voluntad de Cristo.

303 comentarios:

  1. Gentleman4:34 p. m.

    Where are the paquitas?

    ResponderEliminar
  2. Muy claro Padre. Saludos

    ResponderEliminar
  3. IORELEI HIHOO4:38 p. m.

    IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO IORELEI HIHOOO

    ResponderEliminar
  4. Esa fue la voluntad de Dios sobre el rol de las mujeres dentro de la Santa Iglesia, y es lo que nosotros debemos respetar y resguardar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tyron the tiger4:45 p. m.

      Si señor. Te puedo asegurar que en breve aparecen algunos iluminados comentaristas a refutar lo dicho por el father. No me extraña claro....pero bue

      Eliminar
  5. Ay, Padre, ¡gracias!
    Es usted luz.

    Un abrazo, padre Fortea.

    ResponderEliminar
  6. Muy interesante lo que acaba de consignar aquí padre Fortea. Estoy absolutamente de acuerdo y no sólo por el hecho que así Jesús lo dispuso. Que debería ser suficiente razón. Desentrañar la voluntad del Padre no es tarea fácil. Pero, yo me atrevo a decir como madre que soy que nosotras las mujeres tenemos una misión específica que es -además de traer vida al mundo- es la de salvaguardar la fe a través de nuestro cuidado y servicio a los demás dentro del hogar o fuera de él. Nosotros transmitimos vida y fe. Alimento material y alimento espiritual de una manera parecida a los sacerdotes. Llevamos al niño en el vientre lo alimentamos, le transmitimos todas lo necesario para su desarrollo físico. Una vez nace, lo amamantando y lo alimentamos con caricias, con cuidados, con amor. Ese es el.primer alimento espiritual y así vamos transmitiéndoles de primera mano la fe. Hay una encíclica "Mulieris dignitatem" que me ha impactado gratamente y me ha servido muchísimo en este camino de la maternidad. Hemos sido creadas con la misión de servir, de cuidar la vida, de salvaguardar la iglesia doméstica estoy profundamente convencida que estamos hechas de una sensibilidad especial que nos permite saber lo que cada uno necesita antes que el otro lo diga o lo manifieste. Sabemos anticiparnos a las necesidades del otro. No es el cargo , ni la función, es la misión de servir, de cuidar de salvaguardar la vida, salvaguardar la fe, de cuidar y de enseñar la ternura de la maternidad de la Santísima Virgen sin hacer bulla, sin protagonismos, nuestro lugar no es en el altar o tabernáculo no. Va más allá. Nosotras sostenemos a la Iglesia que es femenina como dice el Papa Francisco. Nosotras somos las primeras formadoras de los ministros de Cristo. Esa es la misión. Sostener la Iglesia. Por cierto bonita foto, se le ve más animado en esta.😃

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fe de erratas: Mulieris dignitatem es una Carta Apostólica de San Juan Pablo II. Recomendadísima!!

      Eliminar
    2. Anónimo7:07 p. m.

      Un poco mamífero tu discurso.

      Eliminar
    3. Anónimo7:08 p. m.

      Un poco mamífero tu discurso.

      Eliminar
    4. Perfecto. De acuerdo

      La Iglesia pedestal de María"

      Eliminar
    5. Comentario a Pugliese

      Eliminar
  7. Fortis saludos desde la toma de sol.
    Dios les bendiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para esta clarísimo cada quién tiene un sitio. Un papel. Nadie sustituye al otro.
      Pero uno es necesario para el otro.
      Como las piezas de un rompecabezas si se me permite el burdo ejemplo. Forzarlo sería deesastrozo. Además no es lo que quiere Cristo.

      Eliminar
  8. Martillo de los Trolls5:08 p. m.

    Muy interesante lo que acaba de consignar aquí padre Fortea. Estoy absolutamente de acuerdo y no sólo por el hecho que así Jesús lo dispuso. Que debería ser suficiente razón. Desentrañar la voluntad del Padre no es tarea fácil. Pero, yo me atrevo a decir como madre que soy que nosotras las mujeres tenemos una misión específica que es -además de traer vida al mundo- es la de salvaguardar la fe a través de nuestro cuidado y servicio a los demás dentro del hogar o fuera de él. Nosotros transmitimos vida y fe. Alimento material y alimento espiritual de una manera parecida a los sacerdotes. Llevamos al niño en el vientre lo alimentamos, le transmitimos todas lo necesario para su desarrollo físico. Una vez nace, lo amamantando y lo alimentamos con caricias, con cuidados, con amor. Ese es el.primer alimento espiritual y así vamos transmitiéndoles de primera mano la fe. Hay una encíclica "Mulieris dignitatem" que me ha impactado gratamente y me ha servido muchísimo en este camino de la maternidad. Hemos sido creadas con la misión de servir, de cuidar la vida, de salvaguardar la iglesia doméstica estoy profundamente convencida que estamos hechas de una sensibilidad especial que nos permite saber lo que cada uno necesita antes que el otro lo diga o lo manifieste. Sabemos anticiparnos a las necesidades del otro. No es el cargo , ni la función, es la misión de servir, de cuidar de salvaguardar la vida, salvaguardar la fe, de cuidar y de enseñar la ternura de la maternidad de la Santísima Virgen sin hacer bulla, sin protagonismos, nuestro lugar no es en el altar o tabernáculo no. Va más allá. Nosotras sostenemos a la Iglesia que es femenina como dice el Papa Francisco. Nosotras somos las primeras formadoras de los ministros de Cristo. Esa es la misión. Sostener la Iglesia. Por cierto bonita foto, se le ve más animado en esta.��
    Muy interesante lo que acaba de consignar aquí padre Fortea. Estoy absolutamente de acuerdo y no sólo por el hecho que así Jesús lo dispuso. Que debería ser suficiente razón. Desentrañar la voluntad del Padre no es tarea fácil. Pero, yo me atrevo a decir como madre que soy que nosotras las mujeres tenemos una misión específica que es -además de traer vida al mundo- es la de salvaguardar la fe a través de nuestro cuidado y servicio a los demás dentro del hogar o fuera de él. Nosotros transmitimos vida y fe. Alimento material y alimento espiritual de una manera parecida a los sacerdotes. Llevamos al niño en el vientre lo alimentamos, le transmitimos todas lo necesario para su desarrollo físico. Una vez nace, lo amamantando y lo alimentamos con caricias, con cuidados, con amor. Ese es el.primer alimento espiritual y así vamos transmitiéndoles de primera mano la fe. Hay una encíclica "Mulieris dignitatem" que me ha impactado gratamente y me ha servido muchísimo en este camino de la maternidad. Hemos sido creadas con la misión de servir, de cuidar la vida, de salvaguardar la iglesia doméstica estoy profundamente convencida que estamos hechas de una sensibilidad especial que nos permite saber lo que cada uno necesita antes que el otro lo diga o lo manifieste. Sabemos anticiparnos a las necesidades del otro. No es el cargo , ni la función, es la misión de servir, de cuidar de salvaguardar la vida, salvaguardar la fe, de cuidar y de enseñar la ternura de la maternidad de la Santísima Virgen sin hacer bulla, sin protagonismos, nuestro lugar no es en el altar o tabernáculo no. Va más allá. Nosotras sostenemos a la Iglesia que es femenina como dice el Papa Francisco. Nosotras somos las primeras formadoras de los ministros de Cristo. Esa es la misión. Sostener la Iglesia. Por cierto bonita foto, se le ve más animado en esta.��

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. +Martillo de los Trolls

      Pensé que eras hombre, por lo agresivo de tus comentarios casi siempre.

      Eliminar
    2. Ya ves Diego...copio el mensaje de Karina varias veces. Imagino que es el que considera todos debemos. de leer.

      Eliminar
    3. +Anxelina Eskobar

      Jajaja. No lo había notado. Es cierto. Y sólo leí el comentario hasta donde decía "como madre que soy". Ya decía yo: ¿qué clase de mujer se expresa como lo hace el Martillo de los Trolls?

      ***

      Por otra parte, habiendo ahora leído el comentario de Karina, es muy cierto. Las madres pueden hacer mucho bien, tanto en los hijos como en el esposo. Santa Mónica debió sufrir con San Agustín y con su esposo. Ella es mi ejemplo de lucha, y mi mamá es mi ejemplo y ánimo de castidad.

      Eliminar
  9. Martillo de los Trolls5:08 p. m.

    Muy interesante lo que acaba de consignar aquí padre Fortea. Estoy absolutamente de acuerdo y no sólo por el hecho que así Jesús lo dispuso. Que debería ser suficiente razón. Desentrañar la voluntad del Padre no es tarea fácil. Pero, yo me atrevo a decir como madre que soy que nosotras las mujeres tenemos una misión específica que es -además de traer vida al mundo- es la de salvaguardar la fe a través de nuestro cuidado y servicio a los demás dentro del hogar o fuera de él. Nosotros transmitimos vida y fe. Alimento material y alimento espiritual de una manera parecida a los sacerdotes. Llevamos al niño en el vientre lo alimentamos, le transmitimos todas lo necesario para su desarrollo físico. Una vez nace, lo amamantando y lo alimentamos con caricias, con cuidados, con amor. Ese es el.primer alimento espiritual y así vamos transmitiéndoles de primera mano la fe. Hay una encíclica "Mulieris dignitatem" que me ha impactado gratamente y me ha servido muchísimo en este camino de la maternidad. Hemos sido creadas con la misión de servir, de cuidar la vida, de salvaguardar la iglesia doméstica estoy profundamente convencida que estamos hechas de una sensibilidad especial que nos permite saber lo que cada uno necesita antes que el otro lo diga o lo manifieste. Sabemos anticiparnos a las necesidades del otro. No es el cargo , ni la función, es la misión de servir, de cuidar de salvaguardar la vida, salvaguardar la fe, de cuidar y de enseñar la ternura de la maternidad de la Santísima Virgen sin hacer bulla, sin protagonismos, nuestro lugar no es en el altar o tabernáculo no. Va más allá. Nosotras sostenemos a la Iglesia que es femenina como dice el Papa Francisco. Nosotras somos las primeras formadoras de los ministros de Cristo. Esa es la misión. Sostener la Iglesia. Por cierto bonita foto, se le ve más animado en esta.��
    Muy interesante lo que acaba de consignar aquí padre Fortea. Estoy absolutamente de acuerdo y no sólo por el hecho que así Jesús lo dispuso. Que debería ser suficiente razón. Desentrañar la voluntad del Padre no es tarea fácil. Pero, yo me atrevo a decir como madre que soy que nosotras las mujeres tenemos una misión específica que es -además de traer vida al mundo- es la de salvaguardar la fe a través de nuestro cuidado y servicio a los demás dentro del hogar o fuera de él. Nosotros transmitimos vida y fe. Alimento material y alimento espiritual de una manera parecida a los sacerdotes. Llevamos al niño en el vientre lo alimentamos, le transmitimos todas lo necesario para su desarrollo físico. Una vez nace, lo amamantando y lo alimentamos con caricias, con cuidados, con amor. Ese es el.primer alimento espiritual y así vamos transmitiéndoles de primera mano la fe. Hay una encíclica "Mulieris dignitatem" que me ha impactado gratamente y me ha servido muchísimo en este camino de la maternidad. Hemos sido creadas con la misión de servir, de cuidar la vida, de salvaguardar la iglesia doméstica estoy profundamente convencida que estamos hechas de una sensibilidad especial que nos permite saber lo que cada uno necesita antes que el otro lo diga o lo manifieste. Sabemos anticiparnos a las necesidades del otro. No es el cargo , ni la función, es la misión de servir, de cuidar de salvaguardar la vida, salvaguardar la fe, de cuidar y de enseñar la ternura de la maternidad de la Santísima Virgen sin hacer bulla, sin protagonismos, nuestro lugar no es en el altar o tabernáculo no. Va más allá. Nosotras sostenemos a la Iglesia que es femenina como dice el Papa Francisco. Nosotras somos las primeras formadoras de los ministros de Cristo. Esa es la misión. Sostener la Iglesia. Por cierto bonita foto, se le ve más animado en esta.��

    ResponderEliminar
  10. Martillo de los Trolls5:09 p. m.

    Muy interesante lo que acaba de consignar aquí padre Fortea. Estoy absolutamente de acuerdo y no sólo por el hecho que así Jesús lo dispuso. Que debería ser suficiente razón. Desentrañar la voluntad del Padre no es tarea fácil. Pero, yo me atrevo a decir como madre que soy que nosotras las mujeres tenemos una misión específica que es -además de traer vida al mundo- es la de salvaguardar la fe a través de nuestro cuidado y servicio a los demás dentro del hogar o fuera de él. Nosotros transmitimos vida y fe. Alimento material y alimento espiritual de una manera parecida a los sacerdotes. Llevamos al niño en el vientre lo alimentamos, le transmitimos todas lo necesario para su desarrollo físico. Una vez nace, lo amamantando y lo alimentamos con caricias, con cuidados, con amor. Ese es el.primer alimento espiritual y así vamos transmitiéndoles de primera mano la fe. Hay una encíclica "Mulieris dignitatem" que me ha impactado gratamente y me ha servido muchísimo en este camino de la maternidad. Hemos sido creadas con la misión de servir, de cuidar la vida, de salvaguardar la iglesia doméstica estoy profundamente convencida que estamos hechas de una sensibilidad especial que nos permite saber lo que cada uno necesita antes que el otro lo diga o lo manifieste. Sabemos anticiparnos a las necesidades del otro. No es el cargo , ni la función, es la misión de servir, de cuidar de salvaguardar la vida, salvaguardar la fe, de cuidar y de enseñar la ternura de la maternidad de la Santísima Virgen sin hacer bulla, sin protagonismos, nuestro lugar no es en el altar o tabernáculo no. Va más allá. Nosotras sostenemos a la Iglesia que es femenina como dice el Papa Francisco. Nosotras somos las primeras formadoras de los ministros de Cristo. Esa es la misión. Sostener la Iglesia. Por cierto bonita foto, se le ve más animado en esta.��
    Muy interesante lo que acaba de consignar aquí padre Fortea. Estoy absolutamente de acuerdo y no sólo por el hecho que así Jesús lo dispuso. Que debería ser suficiente razón. Desentrañar la voluntad del Padre no es tarea fácil. Pero, yo me atrevo a decir como madre que soy que nosotras las mujeres tenemos una misión específica que es -además de traer vida al mundo- es la de salvaguardar la fe a través de nuestro cuidado y servicio a los demás dentro del hogar o fuera de él. Nosotros transmitimos vida y fe. Alimento material y alimento espiritual de una manera parecida a los sacerdotes. Llevamos al niño en el vientre lo alimentamos, le transmitimos todas lo necesario para su desarrollo físico. Una vez nace, lo amamantando y lo alimentamos con caricias, con cuidados, con amor. Ese es el.primer alimento espiritual y así vamos transmitiéndoles de primera mano la fe. Hay una encíclica "Mulieris dignitatem" que me ha impactado gratamente y me ha servido muchísimo en este camino de la maternidad. Hemos sido creadas con la misión de servir, de cuidar la vida, de salvaguardar la iglesia doméstica estoy profundamente convencida que estamos hechas de una sensibilidad especial que nos permite saber lo que cada uno necesita antes que el otro lo diga o lo manifieste. Sabemos anticiparnos a las necesidades del otro. No es el cargo , ni la función, es la misión de servir, de cuidar de salvaguardar la vida, salvaguardar la fe, de cuidar y de enseñar la ternura de la maternidad de la Santísima Virgen sin hacer bulla, sin protagonismos, nuestro lugar no es en el altar o tabernáculo no. Va más allá. Nosotras sostenemos a la Iglesia que es femenina como dice el Papa Francisco. Nosotras somos las primeras formadoras de los ministros de Cristo. Esa es la misión. Sostener la Iglesia. Por cierto bonita foto, se le ve más animado en esta.��

    ResponderEliminar
  11. Martillo de los Trolls5:09 p. m.

    Muy interesante lo que acaba de consignar aquí padre Fortea. Estoy absolutamente de acuerdo y no sólo por el hecho que así Jesús lo dispuso. Que debería ser suficiente razón. Desentrañar la voluntad del Padre no es tarea fácil. Pero, yo me atrevo a decir como madre que soy que nosotras las mujeres tenemos una misión específica que es -además de traer vida al mundo- es la de salvaguardar la fe a través de nuestro cuidado y servicio a los demás dentro del hogar o fuera de él. Nosotros transmitimos vida y fe. Alimento material y alimento espiritual de una manera parecida a los sacerdotes. Llevamos al niño en el vientre lo alimentamos, le transmitimos todas lo necesario para su desarrollo físico. Una vez nace, lo amamantando y lo alimentamos con caricias, con cuidados, con amor. Ese es el.primer alimento espiritual y así vamos transmitiéndoles de primera mano la fe. Hay una encíclica "Mulieris dignitatem" que me ha impactado gratamente y me ha servido muchísimo en este camino de la maternidad. Hemos sido creadas con la misión de servir, de cuidar la vida, de salvaguardar la iglesia doméstica estoy profundamente convencida que estamos hechas de una sensibilidad especial que nos permite saber lo que cada uno necesita antes que el otro lo diga o lo manifieste. Sabemos anticiparnos a las necesidades del otro. No es el cargo , ni la función, es la misión de servir, de cuidar de salvaguardar la vida, salvaguardar la fe, de cuidar y de enseñar la ternura de la maternidad de la Santísima Virgen sin hacer bulla, sin protagonismos, nuestro lugar no es en el altar o tabernáculo no. Va más allá. Nosotras sostenemos a la Iglesia que es femenina como dice el Papa Francisco. Nosotras somos las primeras formadoras de los ministros de Cristo. Esa es la misión. Sostener la Iglesia. Por cierto bonita foto, se le ve más animado en esta.��
    Muy interesante lo que acaba de consignar aquí padre Fortea. Estoy absolutamente de acuerdo y no sólo por el hecho que así Jesús lo dispuso. Que debería ser suficiente razón. Desentrañar la voluntad del Padre no es tarea fácil. Pero, yo me atrevo a decir como madre que soy que nosotras las mujeres tenemos una misión específica que es -además de traer vida al mundo- es la de salvaguardar la fe a través de nuestro cuidado y servicio a los demás dentro del hogar o fuera de él. Nosotros transmitimos vida y fe. Alimento material y alimento espiritual de una manera parecida a los sacerdotes. Llevamos al niño en el vientre lo alimentamos, le transmitimos todas lo necesario para su desarrollo físico. Una vez nace, lo amamantando y lo alimentamos con caricias, con cuidados, con amor. Ese es el.primer alimento espiritual y así vamos transmitiéndoles de primera mano la fe. Hay una encíclica "Mulieris dignitatem" que me ha impactado gratamente y me ha servido muchísimo en este camino de la maternidad. Hemos sido creadas con la misión de servir, de cuidar la vida, de salvaguardar la iglesia doméstica estoy profundamente convencida que estamos hechas de una sensibilidad especial que nos permite saber lo que cada uno necesita antes que el otro lo diga o lo manifieste. Sabemos anticiparnos a las necesidades del otro. No es el cargo , ni la función, es la misión de servir, de cuidar de salvaguardar la vida, salvaguardar la fe, de cuidar y de enseñar la ternura de la maternidad de la Santísima Virgen sin hacer bulla, sin protagonismos, nuestro lugar no es en el altar o tabernáculo no. Va más allá. Nosotras sostenemos a la Iglesia que es femenina como dice el Papa Francisco. Nosotras somos las primeras formadoras de los ministros de Cristo. Esa es la misión. Sostener la Iglesia. Por cierto bonita foto, se le ve más animado en esta.��

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el minuto de fama Marty 😂😂😂

      Eliminar
    2. PerfectA mulieris dignitatem"

      Eliminar
  12. Es que el error de la iglesia es de hecho haber sobre dimensionado el sacerdocio ministerial.
    Es un servicio, no una dignidad, ni un premio a la santidad o las virtudes (en este caso masculinas)
    Es muy interesante ver que el mayor castigo para los sacerdotes en el derecho canónico es "la reducción al.estado laical" pareciera que ser laico es ser un ser inferior en la iglesia.
    Muy diferente es ver que todos somos siervos de Dios, con diferentes dones y carismas en comunión formando un cuerpo y el sacerdocio ministerial con una función muy importante en el cuerpo por.cierto. no.es más ni menos que ningún otro miembro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Martillo de los Trolls5:24 p. m.

      Ya apareció el Albert Einstein de la teología. Capullo

      Eliminar
    2. Anónimo5:25 p. m.

      Excelente explicación Hernan, estoy totalmente de acuerdo contigo.

      Eliminar
    3. +Hernan

      Las virtudes las puede vivir/practicar cualquier persona, independientemente de su sexo.

      Eliminar
    4. El sacerdocio no es un cargo o un puesto,es una vocación por ende no es reducir al sacerdote al estado laical sencillamente traicionó su vocación o simplemente no era su vocación y no puede ejercer su ministerio. No puede ser Ministro de Cristo si no lo anuncia con sus acciones, no se puede anunciar a alguien a quien no se está dispuesto a seguir a imitar. Es como el padre o.madre que maltrata de forma reiterada a sus hijos y se le suspende o se le quita la patria potestad. Es mi humilde opinión, estoy de acuerdo en parte de lo que dices Hernan.

      Eliminar
    5. Anónimo10:54 p. m.

      Es una vocacion personal. Con sus Dones y carismas, al servicio de los creyentes y no creyentes.

      Eliminar
    6. Pero tiene razón Hernán. Por eso Ratzinger en un libro entrevista decía que si las pretendían "liberarse" haciendose sacerdotas. Pues era una contradicción porque el sacerdote es llamado especialmente a obedecer. Se somete a la voluntad del obispo. Claro que no dijo exactamente estas palabras como yonlas escribo aquí. Lean los libros entrevistas de Ratzinger. Son creonque cinco el primero se llama el informe ratzinger
      Es muy interesante y enriquecedor su pensamiento. Sobre el "ensalsamiento desordensdo de los curas" también los laicos tenemos culpa en ello. Saludos!

      Eliminar
    7. Creo que San Juan Pablo II o el Papa Francisco han dicho algo semejante a lo que dices Luis. Algo como que se ha intentado colocar por encima del Sacramento del matrimonio al sacerdocio, al celibato por encima de la unión entre un hombre y una mujer. Que no debe ser así es decir que es igual o hasta digamos más no sé si es correcto decir loable el matrimonio como Sacramento.

      Eliminar
  13. Anónimo5:23 p. m.

    La biblia es un libro escrito por hombres, el cual puede estar plasmado mal algunas partes de los escritos, porque pudo haber mal interpretación de lo que escribieron, una cosa es lo que entendieron y otra cosa muy distinta la verdadera voluntad de Dios, veo que Jesús nunca fue machista hizo valer a la mujer cuando, le dio tanto valor que se presentó después de la resurrección primero a tres mujeres María Magdalena, María, la madre de Santiago, y Salomé y dejó a la Virgen María como nuestra Madre también. Pero lo más importante son las enseñanzas de Jesús y buscar el reino de Dios, haciendo una kénosis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo5:44 p. m.

      Creo que cuando Jesus instituyo La Iglesia, Jesus como Cabeza, dio a entender Su Voluntad Divina. Jesus hombre y doce apostoles hombres. La columna de Esa Cabeza: MARIA. Puede q me equivoque, pero hasta en esto se refleja un orden que viene de La Creacion: Hombre y Mujer con una musion dentro de La Iglesia , dentro de la familia y la sociedad; evitando con ello todo tipo de competencias individuales de tipo genero. Tambien creo en el No machismo de esta Voluntad. Quienes sostenemos La Iglesia, quien va alli con.mayor fervor? Sin duda la mujer, quien escucha con atencion las enseñanzas del Maestro a traves del Padre y la hace real en sus diversos contextos.

      Eliminar
    2. Anónimo5:53 p. m.

      La mujer: "pescadora de hombres": Lleva a la conversion de su esposo, hijos, familia con su ejemplo. Un apostol "encubierto" pero claranente visible.

      Eliminar
    3. +Anónimo

      Muy cierto. La mujer es tiene la capacidad de poder influir en los demás, ya sea para bien o para mal.

      Aunque hay personas que definitivamente no se dejan ni se pueden influenciar, como San Agustín y su papá, cuando Santa Mónica intentó cambiarlos con sus buenas palabras. Aquí fue necesaria la gracia directa de Dios.

      Eliminar
    4. (Me refería al Anónimo 5:53)

      Eliminar
    5. Anónimo6:01 p. m.

      Muy bien Anónimo 5:53 p. m..
      Anónimo 5:44 p. m. Tu pensamiento muy machista, la mujer más importante la virgen María ya que el Espíritu Santo la escogió como esposa, y existe competencias individuales eso es ego y también esas competencias hay entre la misma iglesia, si no hay una verdadera Kénosis no hay nada aunque seas sacerdote.

      Eliminar
    6. Diego, la madre de San Agustín si pudo lograrlo: A través de sus oraciones, Dios escuchó su clamor. Para la muestra un botón, esposo e hijo murieron convertidos. El clamor a Dios de una madre tiene mucho poder.

      Eliminar
    7. +Karina Pugliese

      Hola. Me refería justamente a eso. Dios fue quien envió Su luz para iluminar las consciencias de Agustín y el esposo. Ellos no se convirtieron por las palabras de Santa Mónica, (que debieron ser muchas), sino por la gracia directa de Dios. Pero claro, todo fue por la intercesión de ella.

      Lo que quiero decir es que hay personas que necesitan de una gracia extraordinaria para convertirse. Nada ni nadie podrá mover su corazón, sino ünica y exclusivamente Dios, y muchas veces por intercesión de alguien (como en el caso de Pranzini, que se convirtió segundos antes de su muerte; o como el caso del "rey del aborto", que él mismo dice que no se habría podido convertir sin la ayuda de los que oraron por él).

      Eliminar
    8. Anónimo6:34 p. m.

      No es machismo. Cada quien ocupa su lugar: Jesus como Cabeza, Maria como Columna. Habrian competencias en este tiempo en donde, por el feminismo, la mujer quiere ocupar "competitivamente" y no "complementariamente" lugares q no le son prpios. A eso me referi.

      Eliminar
    9. Anónimo6:46 p. m.

      Anonimo 6:010 p.m: debe haber kenosis para levar a cabo esta mision del apostolado. Estamos de acuerdo con ello.

      En lo q no en la posicion machista. Tampoco fwminista. Ambos como complemento en hacer visible la mision encomendada.

      Eliminar
    10. Anónimo7:04 p. m.

      Somos grandes intercesoras!

      Eliminar
    11. Anónimo7:30 p. m.

      ...A ejemplo de Maria...
      Que obra tan maravillosa y perfecta!

      Eliminar
    12. Anónimo9:00 p. m.

      Anónimo 6:34 p. m. No bajes de nivel a la virgen María, no es la columna es más que eso, el exorcista Gabriele Amorth decía que lo más importante para lucha contra el demonio es Ella y el Padre Pío rezaba muchos rosarios al día y era una forma de lucha contra el demonio. "A quien Dios quiere hacer muy santo, lo hace muy
      devoto de la Virgen María". San Luis de Montfort estoy de acuerdo con este Santo.
      El problema la definición de genero, eso existe es por el egoísmo del hombre yo tengo la razón, solo el sacerdocio es de hombres, pienso que Dios no es de genero, el utiliza a las personas para ser del mundo un mundo de paz, y han habido grandes mujeres como Santa Teresa de Jesús unas de las grandes teólogas. La competitividad se lo invento el hombre, el egoísmo también. Sino fuera importante la mujer Dios no hubiera creado a la Virgen María para hacerse hombre.

      Eliminar
    13. Anónimo11:39 p. m.

      No la estoy rebajando. Su mision es la de Corredentora en unidad con El Espiritu Santo y Jesus. Es columna, en tanto sostiene la cabeza en un trabajo de perfecta armonia y complementariedad. No compite con Jesus. Pero su labor en silencio y humildad la hacen ver como una gran batalladora,con el poder de aplastar la cabeza de la serpiente. Intercesora. No figura. Eso se lo deja a Su Hijo.

      Me parece que cpn todo ello se exalta su labor, no se demerita. Es la Apostol de apostoles. Entendio su papel como mujer en el plan de Salvacion en la historia de la humanidad y lo ha cumplido a cabalidad: con humildad, paciencia, obediencia, amor y entrega extrema.

      Eliminar
    14. Anónimo11:46 p. m.

      Anonimo 9:00 p.m: De acuerdo con lo del problema con la definicion del genero: dr ahi hasta el final estoy contigo.

      Tambien con: "A quien Dios quiere Santo lo hace muy devoto de La Santisima Virgen"

      Aqui estoy contigo.

      Eliminar
    15. Anónimo11:49 p. m.

      No hables de columna que sostiene la cabeza expresión machista. Yo la veo como Sagrario de la Santísima Trinidad.

      Eliminar
    16. Anónimo11:58 p. m.

      Anonimo 11;49 p.m: no es una posicion machista. Es ocupar con amor y sumision el lugar de la mujer. Eso no es machismo. Si la mujer hoy supiese interpretar con sabiduria este lugar de privilegio, no habrian relaciones de competencia por el poder. Ser columna: Que privilehio! El hombre como cabeza: Que bien!

      No lo mires con la lupa del machismo; miralo con la lupa del orden establecido de los roles del hombre y de la mujer dentro de La Iglesia, la familia, la sociedad.
      Ubicate aqui en este lado y veras que ese es el orden que se debe mantener.

      Eliminar
    17. Anónimo12:08 a. m.

      Si. Tambien es Sagrario de La Santisima Trinidad. Estamos de acuerdo.

      Eliminar
    18. Anónimo12:10 a. m.

      Vale tienes razón tu posees la verdad absoluta, como los hombres interpretan las cosas de Dios son las correctas y ningún papa y ningún sacerdote se ha equivocado.

      Eliminar
    19. Anónimo12:26 a. m.

      Noooo! Noooo! No tengo la verdad absoluta. Eso es mentira! Tampoco quiero tenerla. Para eso esta Dios. Con El basta.
      No crees??

      Eliminar
    20. Anónimo1:14 a. m.

      Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

      Eliminar
    21. Anónimo1:29 a. m.

      San Luis Matia de Monfort la llama Corredentora. No contradice con lo de columna. Quien es la cabeza de La Iglesia en la tierra?? El Papa. Maria trabaja en unidad con El Papa en Comunion con Su Esposo: El Espiritu Santo. Por tanto, es columna de La Iglesia en la tierra y la Cabeza es Dios por medio de Jesus. Jesus Salva. Maria coopera en el plan de salvacion. Jesus es El Redentor. Maria Corredentora. Es decir, coopera en el plan de Corredencion.

      Eliminar
    22. Anónimo2:19 a. m.

      La Virgen María cooperadora en la obra de la Redención, no es corredentora porque Jesús es el único que redime y por que vi una contradicción.Es columna, en tanto sostiene la cabeza en un trabajo. Eso es igualar la virgen con Jesús.

      Eliminar
    23. Anónimo2:44 a. m.

      Soy Anónimo 5:23 p. m. escribí un comentario a las Anónimo 1:14 a. m. sin ser ofensivo, guardando respeto y luego se quejan la misma iglesia que se le va gente si uno ve personas muchas veces cerradas a sus ideas y no es abierta para todos, gracias a Dios existen aun buenos sacerdotes de otras comunidades religiosas que te escuchan y lo corrigen en errores de conceptos. Gracias Padre Fortea en muchas cosas que ha dicho me sirvió en la vida.

      Eliminar
  14. Hay temas que simplemente se deben aceptar, como el de la concepción del Señor Jesús de forma milagrosa o el de la Transubstanciación. Estos los acepto sin ninguna duda ni curiosidad.

    Pero han habido otros que sí que pueden ser tema de debate, y son los que no pude aceptar sin pensar bien las cosas y hallar lógica.

    ResponderEliminar
  15. Tal pareciera que el hombre ha sido designado a esa tarea por misteriosas razones de las que especulo sean una flexibilidad en comparación con la santidad que la Santa Madre lograra alcanzar y que muestra cómo se hace.

    ResponderEliminar
  16. Lo primero de todo, feliz Pascua de Resurrección a todos.

    Completamente de acuerdo con el padre Fortea. Efectivamente, por el motivo o los motivos que para nosotros son ahora son misterio, Cristo, el Señor, no ha querido conceder la dignidad del ministerio sacerdotal a las mujeres.

    ResponderEliminar
  17. Anónimo6:20 p. m.

    Leí en internet que en la.comunidad autónoma gallega.Se están formando mujeres para sustituir a los curas en las parroquias por falta de curas.Yo tampoco estoy de acuerdo creo que es una costumbre que la iglesia debe mantener aunque él. Papa ha.abierto la puerta a debatir el tema. ¿Pero que.se hace entonces en esos.sitios que faltan sacerdotes ??Y de los.que están muchos no quieren ser curas rurales.....La.virgen tiene el papel mejor de todos que es él de ser Madre de todos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo8:07 p. m.

      Creo q esa posibilidad se esta abriendo para los diaconos. Eso es realizable. Se mantendria el orden. Un diacono para apoyar lavobra evangelizadora de los sacerdotes en donde hay escases de ellos.

      Eliminar
    2. Anónimo10:13 p. m.

      Pero yo oí en la tele que el papa Iván "estudiar"que los hombres casados de probada fe, pudieran ser ordenados sacerdotes

      Eliminar
    3. No fue eso lo que dijo el Papa Francisco todo surgió de una entrevista en que el respondió que eso tendría que pensarse muy bien, porque eso creo que ya ha existido, para lugares en que no hay sacerdotes por cuestiones geográficas, es decir lugares muy apartados.

      Eliminar
    4. Anónimo11:49 p. m.

      Anonimo 10:13 p.m : Si eso dijo El Papa. Refiriendose a los diaconos. Los diaconos son hombres casados dedicado en parte, a la labor del sacerdote. Cuando enviudan, no pueden volver a casarse.

      Eliminar
    5. Aquí está la noticia de una fuente confiable. Los medios seculares don bastante ligeros: Qué son los viri probati

      Eliminar
    6. +Karina Pugliese

      Me gustó lo de "no tener miedo a cuestionarse los problemas, pero [al mismo tiempo] no buscar SOLUCIONES PRECIPITADAS que quizá no los resuelvan".

      Me hizo recordar a un chico que dejó un comentario en un artículo sobre el divorcio católico. Y el chico decía algo así como: El divorcio no es ninguna solución. Entonces qué, si te vuelves a casar y se te apaga de nuevo la "llama del amor", ¿volverás a divorciarte y para casarte nuevamente? Y si de nuevo se "apaga la llama", ¿harás lo mismo?

      Eliminar
    7. Anónimo1:34 a. m.

      Gracias Karina por tu aclaracion. Entonces no son diaconos como se dijo??

      Eliminar
    8. Anónimo 3:14 Nop. Tal vez estás confundiendo la noticia sobre la conformación de un grupo que estudie lo referente al diaconado femenino por orden del sumo pontífice. De nada!😉

      Eliminar
  18. Martillo de los Trolls6:27 p. m.

    Diego Núñez Barrera5:34 p. m.
    Hay temas que simplemente se deben aceptar, como el de la concepción del Señor Jesús de forma milagrosa o el de la Transubstanciación. Estos los acepto sin ninguna duda ni curiosidad.

    Pero han habido otros que sí que pueden ser tema de debate, y son los que no pude aceptar sin pensar bien las cosas y hallar lógica.

    Responder

    Sebastián Pablo Cerrillo Maurer5:44 p. m.
    Genial

    Responder

    Niulca Márquez6:11 p. m.
    Tal pareciera que el hombre ha sido designado a esa tarea por misteriosas razones de las que especulo sean una flexibilidad en comparación con la santidad que la Santa Madre lograra alcanzar y que muestra cómo se hace.Diego Núñez Barrera5:34 p. m.
    Hay temas que simplemente se deben aceptar, como el de la concepción del Señor Jesús de forma milagrosa o el de la Transubstanciación. Estos los acepto sin ninguna duda ni curiosidad.

    Pero han habido otros que sí que pueden ser tema de debate, y son los que no pude aceptar sin pensar bien las cosas y hallar lógica.

    Responder

    Sebastián Pablo Cerrillo Maurer5:44 p. m.
    Genial

    Responder

    Niulca Márquez6:11 p. m.
    Tal pareciera que el hombre ha sido designado a esa tarea por misteriosas razones de las que especulo sean una flexibilidad en comparación con la santidad que la Santa Madre lograra alcanzar y que muestra cómo se hace.Diego Núñez Barrera5:34 p. m.
    Hay temas que simplemente se deben aceptar, como el de la concepción del Señor Jesús de forma milagrosa o el de la Transubstanciación. Estos los acepto sin ninguna duda ni curiosidad.

    Pero han habido otros que sí que pueden ser tema de debate, y son los que no pude aceptar sin pensar bien las cosas y hallar lógica.

    Responder

    Sebastián Pablo Cerrillo Maurer5:44 p. m.
    Genial

    Responder

    Niulca Márquez6:11 p. m.
    Tal pareciera que el hombre ha sido designado a esa tarea por misteriosas razones de las que especulo sean una flexibilidad en comparación con la santidad que la Santa Madre lograra alcanzar y que muestra cómo se hace.

    ResponderEliminar
  19. Martillo de los Trolls6:27 p. m.

    Diego Núñez Barrera5:34 p. m.
    Hay temas que simplemente se deben aceptar, como el de la concepción del Señor Jesús de forma milagrosa o el de la Transubstanciación. Estos los acepto sin ninguna duda ni curiosidad.

    Pero han habido otros que sí que pueden ser tema de debate, y son los que no pude aceptar sin pensar bien las cosas y hallar lógica.

    Responder

    Sebastián Pablo Cerrillo Maurer5:44 p. m.
    Genial

    Responder

    Niulca Márquez6:11 p. m.
    Tal pareciera que el hombre ha sido designado a esa tarea por misteriosas razones de las que especulo sean una flexibilidad en comparación con la santidad que la Santa Madre lograra alcanzar y que muestra cómo se hace.

    ResponderEliminar
  20. Martillo de los Trolls6:29 p. m.

    Diego Núñez Barrera5:34 p. m.
    Hay temas que simplemente se deben aceptar, como el de la concepción del Señor Jesús de forma milagrosa o el de la Transubstanciación. Estos los acepto sin ninguna duda ni curiosidad.

    Pero han habido otros que sí que pueden ser tema de debate, y son los que no pude aceptar sin pensar bien las cosas y hallar lógica.

    Responder

    Sebastián Pablo Cerrillo Maurer5:44 p. m.
    Genial

    Responder

    Niulca Márquez6:11 p. m.
    Tal pareciera que el hombre ha sido designado a esa tarea por misteriosas razones de las que especulo sean una flexibilidad en comparación con la santidad que la Santa Madre lograra alcanzar y que muestra cómo se hace.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo6:40 p. m.

      Troll del troll
      Esto solo lo hace un autista
      Repetir para sentirse seguro

      Eliminar
  21. Magnífico Post,de una claridad teológica nitida.

    ResponderEliminar
  22. Martillo-Mónica-Amanda-Isabel:

    Sigues teniendo más cuento que Calleja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo6:59 p. m.

      Troll de troll
      Entre el clavel blanco y la rosa roja, su majestad escoja. / Entre el clavel blanco y la rosa roja, su majestad es coja.

      Eliminar
  23. Martillo de los Trolls6:47 p. m.

    Hola. Soy el Martillo de los Trolls y he venido a trollearlos. Quién desea ser el próximo? Vamos, no tengáis miedo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo6:53 p. m.

      Troll de troll
      Escoge al final tu trolleo carece de calidad.

      Eliminar
    2. Hay algunas mujeres a las que las gustaría Consagrar, celebrar la Eucaristía, especialmente las religiosas.
      No es mi caso. Nunca lo he deseado ni envidiado.

      Eliminar
  24. Anónimo6:49 p. m.

    El tema parece tan fantástico como los que les gusta poner a History Channel. La mujer al sacerdocio porque quiere igualdad en un mundo desigual.
    Porque en la antigüedad bla bla bla
    Las razones son más espirituales que mundanas o meramente de busqueda de derechos.
    El verdadero problema es querer forzar una religión al acomodo de la moda. Porque el mundo de los derechos pasando por los de otros es una moda.

    Así tal lo dejo establecido Jesús y lo que venga es humano y por lo tanto lleno de razonamientos susceptibles del contexto. A veces acertados y muchas otras erróneos.

    El sacerdocio no es para mujeres. Paren de exigir algo que no les fue otorgado.Cada quien una labor que les lleva a ser santos pero principalmente la obediencia de los mandatos.

    B

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo7:35 p. m.

      Totalmente de acuerdo contigo B! Siempre se quiere "estar en el lugar equivocado". En contracorriente. Pura rebeldia de "adolescente".

      Eliminar
  25. Si, siempre me ha llamado la atención, que Maria no participase en la última Cena, que estuviese, como se suele afirmar, en una habitación contigua escuchando. Es algo que me sorprende, aunque no me parece ni bien, ni mal.

    Jesús y sus discípulos fueron 13 hombres, así queda reflejado en la última cena. Preciosa escena en la cual me hubiera gustado participar como si yo fuese un espíritu, que nadie se percatarse de mi presencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy de acuerdo contigo Bakhita. Nuestra Madre la Virgen María tiene un papel importantísimo.
      Ayer mismo revisaba un libro que me hizo valorarla se llama La Vida Secreta de María y son recopilaciones traducidas de la beata Anna Catalina de Emmerick.
      Pone en buena cronología la vida de la Virgen María.
      Al igual que Fortea creo que así lo estableció Jesús.

      Eliminar
    2. Es la vida oculta de la Virgen Maria
      enlace amazon

      Aunque también se encuentra en libros católicos ebooks.

      Eliminar
    3. Es tan importante q permanece separada - consagrada

      Eliminar
    4. Anónimo9:45 p. m.

      No te entiendo Isabel Es tan importante q permanece separada - consagrada? Si el primer sagrario del cuerpo de Jesús fue la virgen María y en la virgen María siempre habita la Santísima Trinidad.

      Eliminar
  26. Asi queda reflejado en los cuadros que representan la Ultima Cena, eso quería decir.

    ResponderEliminar
  27. Feliz Pascua de Resurrección.
    El Papa ha abierto la puerta al debate del sacerdocio femenino y pienso que más tarde o más temprano la Iglesia admitirá las mujeres al sacerdocio, aunque yo no estoy de acuerdo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El Papa Francisco sólo nombró un grupo de investigación sobre el tema del sacerdocio femenino. Supongo que para que no quede duda que el sacerdocio no es para mujeres. La iglesia Católica ya se ha referido sobre el tema y ha dado sus razones.

      Eliminar
    2. Nombró un grupo de investigación para el tema del diaconado femenino*

      Eliminar
  28. Hola quiero ser tu amigo...

    ResponderEliminar
  29. Anónimo7:23 p. m.

    Sería razonable establecer la moderación previa de comentarios.

    Habría menos y más significativos (fuera todos los trolls). Ahora bien, no se podría usar el blog como el sucedánero de un chat que es muchas veces ahora.

    Ud. verá, padre Fortea

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo7:32 p. m.

      Ya ha sucedido dos veces previas y en ambas solo ha disminuido la cantidad de mensajes de los lectores del blog.

      Eliminar
    2. +Anónimo

      Mala propuesta, en mi opinión. Me desagradan las moderaciones, incluyendo las de Youtube. Mis videos de Youtube los tengo libres. Cualquiera puede comentar. Yo sólo borro los comentarios con groserías. No borro los que opinan en contra mía, ya que no me parece justo. Eso sí, defiendo mis ideas.

      No me gusta comentar si los mensajes deben pasar alguien que quiera decidir qué dejar y qué no dejar.

      Eliminar
  30. Disculpen mi ignorancia pero creo que san Juan Pablo II, en su carta apostólica Ordinatio Sacerdotalis, explica claramente que la ordenación de mujeres no es ni será permitida porque «la Iglesia no tiene de ninguna manera la facultad de darle a las mujeres la ordenación sacerdotal, y esta sentencia debe ser considerada de modo definitivo por todos los fieles de la Iglesia».

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. +Julio Octavio

      Es cierto. Ahorita estaba leyendo sobre el sacerdocio femenino, y decía en un página que el Papa había dicho que "no es que no quiera, sino que no puede".

      Eliminar
  31. Jesús era un hombre de su época que actuaba y hablaba como un hombre de su época y para hombres y mujeres de su época.
    Si hoy hay mujeres en prácticamente todas las profesiones, y en todos los niveles....
    Desde que era un niño he interiorizado que despreciar -por decirlo asi- el talento de un 50% de la población es propio de salvajes. Claro que mi padre era sueco y mi madre suiza :)
    Hoy mi hija mayor es responsable de neurocirugia en un hospital de Lyon, mi segunda hija es abogado y trabaja en un gabinete de Milán, y mi hijo, el menor de los tres, tiene un pequeño bar en Sevilla.
    El talento está donde está y la Sociedad debe potenciarlo y beneficiarse del mismo.
    Aprende, trabaja y escucha, haz todo el bien que puedas y ten sentido común. Esto lo decía mi abuelo, libanés.

    ResponderEliminar
  32. Otro si digo. A lo mejor es buena idea crear un grupo cerrado en Facebook para comentaristas del Padre Fortea. Con algunos requisitos básicos y un buen moderador creo que seria muy útil para conocernos, intercambiar opiniones con mayor amplitud, etc. Al fin y al cabo ya somos una pequeña comunidad con intereses y particularidades comunes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Julio
      Me gusta la idea aunque la verdad es que estos mensajes abiertos de muchos de los que escriben son muy buenos. Hacen tanto bien que por eso los corajitos del troll.
      Y es que como ya lo había comentado es un muy buen grupo. Nutrido de opiniones muy diversas e interesantes.
      Cerrar un grupo hará que el mensaje abierto que le llega al lector tímido de participar no le sea de provecho.
      Creo importante sostener nuestra participación y dejar de lado la actuación del troll.
      Me hace gracia porque es como cuando estas dando clase y tienes un alumno moleston. No puedes sacarlo (política de la escuela) entonces aprendes a aceptar su debilidad y tratas de buscar una solución.
      Ojalá que no se cansen. Creo que si todos rezamos por el bien de esta persona (primero va haber berrinches luego cambios).
      Aunque siempre espero lo mejor...La prueba esta que si ha sido moderado ya varias veces. Así no hay que claudicar. Lo bueno siempre prevalece sobre lo malo.

      Eliminar
    2. +Anxelina Eskobar

      Es muy cierto. A mí por lo menos no me molestan los mensajes de los "trolls", como les llaman.

      Pero el que sí me había sorprendido era el de Martillo de los Trolls, (pero fue por confusión), porque nunca imaginé que una mujer "creyente" se expresara de esa forma. Pero lo dicho, fue una confusión. Pensé que eso lo había escrito él mismo (pensando yo que era mujer). Era/es hombre.

      ***

      El comentario troll que más me ha hecho reír fue el de "iorolei" (que colocó hace algunos días). Jajaja. Tan pronto lo leí de inmediato se me vino a la mente un video de un youtuber, pero no logré encontrarlo.

      Eliminar
    3. Opino como Anxelina. Creo que algunos de nosotros hemos podido permanecer a grupos cerrados o de amigos con sus características propias y diferentes entre si. Como ya dije antes este foro me parece diferente y extraño y en ello tal vez tenga su peculiaridad. De la misma forma reitero de que aunque las personas que se dedican a trolear tengas sus x motivos, suelen ser unos asiduos lectores aunque no emitan opiniones profundas y pareciera que solo quieran jugar, lo cierto es que solo pueden optener de nosotros solo lo que queremos. Se que han sido groseros por la frustración, pero yo también he sido ruda, no siempre se puede estar de buenas. En fin, creo que de todos podemos aprender, a veces nuestra vida puede ser tan difícil que toparse con trolls es una gota en el mar. Si el grupo se hiciera cerrado creo que perdería su riqueza. ;)

      Eliminar
    4. Interesantes comentarios. Debo referir que la existencia de requisitos básicos: tales como un mail válido (que puede ser real o no) y un moderador no significa censura. Todos pueden ser aceptados y expresar lo que deseen. Sí se reserva el derecho de eliminar ciertos comentarios exagerados (como lo hizo el P Fortea recientemente).

      Eliminar
  33. Lo de que la Virgen María no estuviera en la última cena no lo veo muy claro. Bien podría estar en otra mesa del lugar, con las otras mujeres y los otros discípulos que seguían al Señor.

    Ciertamente en la mesa del Señor estaban los doce, también Judas, totalmente indigno de presenciar la institución de la Santa Eucaristía. El no recibió el don del sacerdocio, y sin embargo estaba allí.

    Con todo lo cual entiendo que es Voluntad de Jesucristo que sus apóstoles hagan " esto en memoria suya ", como les dijo, para lo cual han de ser célibes, como el mismo Señor.

    Pero Santa María no sería en absoluto ajena a este momento tan importante y trascendente de la vida del Señor y de la Iglesia.

    En fin, es mi punto de vista y espero que concuerde con lo que la Iglesia enseña.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alfonso8:26 p. m.

      Lo del requisito de ser célibes no es asi, ¿no? San Pedro estaba casado, etc. Y en ritos orientales de la Iglesia Católica hay sacerdotes casados. (Aunque creo que obispos no hay).

      Eliminar
    2. Alfonso, hay obispos anglicanos casados que al ser admitidos al catolicismo sirven como sacerdotes.

      Eliminar
    3. ¿Sí? No sabía. Thanks, Niulca! :o)

      Eliminar
    4. Niulca eso cómo es? Jamás lo había escuchado! Mándame un link por fa o algo para poder leer sobre el tema. Gracias 😉

      Eliminar
    5. Esta fue una respuesta de Frank Morera un famoso apologeta sobre el tema de la esposa de San Pedro y la de los sacerdotes anglicanos casados que se convierten al catolicismo:
      "La Palabra jamas menciona a la esposa de Pedro, solo menciona de pasada que este vivia en casa de su suegra (caso inaudito para un judio de su epoca) desde que San Pedro acpeta el Pacto de Jesus jAMAS se habla de una esposa, y por ejemplo en Miami tenemos un sacerdote viudo con suegra y sin esposa, tampoco hay ningun dato de que Tito fuera casado, pero si tenemos datos de que JESUS, San Juan, Timoteo, san Pablo y ABSOLUTAMENTE todos los Padres de la Iglesia del Siglo I y II fueron celibes, si esto fuera una competencia ya hubiera ganado peor no lo es, es hacerte entender que la Iglesia Latina tiene la disciplina del celibato desde el Siglo I y a nadie se le obliga, quien quiere ser presbitero lo acepta libremente y a quien el Señor llama lo capacita con esta gracia, el problema que hemos tenido es que muchos en estos ultimos tiempos han entrado al Ministerio no por llamada, sino por otros intereses. La Iglesia ha respetado la traidicion del Oriente NO DE DEJAR QUE LOS SACERDOTES SE CASEN, sino de ordenar a casado, en este caso se le esta aplicando a los sacerdotes anglicanos que vengan a la Iglesia ( y no es nuevo en Miami hay mas de seis que ministran en la Iglesia desde hace varios años y son casados).Con esta avalancha de converciones a la Iglesia esta tiene un dilema, o le dice a estas personas ordenadas y casadas que se dediquen a trabajar en una fabrica o los ordena casados, creo que la Iglesia hizo una buena decision.Bendiciones+ "

      Eliminar
    6. Sería interesante conocer si Judas era o no sacerdote. Era discípulo.

      Eliminar
    7. +Karina Pugliese

      Puede ser famoso, pero muchas de sus respuestas no son muy acertadas. La "fama" se le sube a la cabeza.

      ¿Te parece justo responderle algo así a un joven que esté con dudas?:

      http://www.ewtn.com/v/experts/showmessage.asp?Pgnu=1&Pg=Forum24&recnu=1&number=602535

      ***

      He visto muchas de sus respuestas y usa hasta expresiones/palabras fuertes para referirse a algunas personas.

      Eliminar
    8. Independientemente de su personalidad a veces cerril y sus opiniones personales sobre ciertos aspectos, rescato su formación en las Sagradas Escrituras.

      Eliminar
    9. Karina, cito un extracto del link que te anexo:"la Santa Sede ha permitido la ordenación de algunas personas casadas provenientes del anglicanismo o del episcopalismo y que ya ejercían este ministerio anteriormente. Se hizo tras la Provision Pastoral de Juan Pablo II en 1980 y la Constitución apostólica Anglicanorum Coetibus de Benedicto XVI de 2009, que establecía el retorno de comunidades de estas confesiones al catolicismo y que preveía que algunos de estos ministros fueran ordenados sacerdotes. Incluso los obispos que retornaron al catolicismo y estaban casados tuvieron que dejar el ministerio episcopal para ejercer únicamente como sacerdotes."
      Padre de 4 hijos, casado y sacerdote, defiende el celibato y explica por qué no deberían casarse

      espero que les sea útil.

      Eliminar
    10. Muchas gracias Niulca!

      Eliminar
  34. Martillo de los Trolls7:54 p. m.

    Baia baia

    Karina Pugliese4:55 p. m.
    Fe de erratas: Mulieris dignitatem es una Carta Apostólica de San Juan Pablo II. Recomendadísima!!


    Anónimo7:07 p. m.
    Un poco mamífero tu discurso.


    Anónimo7:08 p. m.
    Un poco mamífero tu discurso.

    Karina Pugliese4:55 p. m.
    Fe de erratas: Mulieris dignitatem es una Carta Apostólica de San Juan Pablo II. Recomendadísima!!


    Anónimo7:07 p. m.
    Un poco mamífero tu discurso.


    Anónimo7:08 p. m.
    Un poco mamífero tu discurso.

    Karina Pugliese4:55 p. m.
    Fe de erratas: Mulieris dignitatem es una Carta Apostólica de San Juan Pablo II. Recomendadísima!!


    Anónimo7:07 p. m.
    Un poco mamífero tu discurso.


    Anónimo7:08 p. m.
    Un poco mamífero tu discurso.

    Karina Pugliese4:55 p. m.
    Fe de erratas: Mulieris dignitatem es una Carta Apostólica de San Juan Pablo II. Recomendadísima!!


    Anónimo7:07 p. m.
    Un poco mamífero tu discurso.


    Anónimo7:08 p. m.
    Un poco mamífero tu discurso.

    Karina Pugliese4:55 p. m.
    Fe de erratas: Mulieris dignitatem es una Carta Apostólica de San Juan Pablo II. Recomendadísima!!


    Anónimo7:07 p. m.
    Un poco mamífero tu discurso.


    Anónimo7:08 p. m.
    Un poco mamífero tu discurso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bbrrrrummm9:43 p. m.

      Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

      Eliminar
    2. Bbrrrrummm9:44 p. m.

      Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

      Eliminar
    3. Martillo de los trolls12:00 a. m.

      Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

      Eliminar
  35. Father Fortea7:55 p. m.

    Hay un hecho del que querría dejar constancia aquí. Los que lleven escuchando mis sermones desde hace un decenio habrán observado la evolución de mi teología mariológica.

    Las razones negativas para no admitir la ordenación de mujeres siempre me habían parecido insuficientes. Me limité a aceptar la Tradición. Lo cual hice sin restricciones internas.

    Ahora bien, hace una semana me di cuenta de un pequeño detalle. Si la Virgen María es lo que yo he llegado a barruntar que es --es decir, si la santidad que se contiene en ella es de tales proporciones como ahora lo creo--, entonces, el hecho de que María no haya sido ordenada sí que pasa a ser un hecho sustancial.

    El hecho de que se dejara fuera del sacerdocio ministerial a una persona que valía más que la Iglesia entera, pasa a ser un hecho afirmativo, no meramente histórico. De forma expresa se quiso dejar sin sacerdocio a la persona que por su cristificación hubiera sido no sólo la más digna de recibir esa potestad, sino más digna que la dignidad sumada de todos los apóstoles y obispos de la Historia: eso no es un mero argumento negativo.


    En una visión teológica en la que la Iglesia es pedestal de María, entonces el que la Madre de Dios fuera excluida de la Última Cena implica un expreso designio acerca de todas las mujeres. No sé cuáles puedan ser las razones de la exclusión de la mujer al sacerdocio, pero no me cabe duda de cuál es la voluntad de Cristo.

    ResponderEliminar
  36. Father Fortea7:57 p. m.

    Hay un hecho del que querría dejar constancia aquí. Los que lleven escuchando mis sermones desde hace un decenio habrán observado la evolución de mi teología mariológica.

    Las razones negativas para no admitir la ordenación de mujeres siempre me habían parecido insuficientes. Me limité a aceptar la Tradición. Lo cual hice sin restricciones internas.

    Ahora bien, hace una semana me di cuenta de un pequeño detalle. Si la Virgen María es lo que yo he llegado a barruntar que es --es decir, si la santidad que se contiene en ella es de tales proporciones como ahora lo creo--, entonces, el hecho de que María no haya sido ordenada sí que pasa a ser un hecho sustancial.

    El hecho de que se dejara fuera del sacerdocio ministerial a una persona que valía más que la Iglesia entera, pasa a ser un hecho afirmativo, no meramente histórico. De forma expresa se quiso dejar sin sacerdocio a la persona que por su cristificación hubiera sido no sólo la más digna de recibir esa potestad, sino más digna que la dignidad sumada de todos los apóstoles y obispos de la Historia: eso no es un mero argumento negativo.


    En una visión teológica en la que la Iglesia es pedestal de María, entonces el que la Madre de Dios fuera excluida de la Última Cena implica un expreso designio acerca de todas las mujeres. No sé cuáles puedan ser las razones de la exclusión de la mujer al sacerdocio, pero no me cabe duda de cuál es la voluntad de Cristo.

    ResponderEliminar
  37. Se numa peça de teatro um dos personagens fosse Jesus, seria natural que um homem desempenhasse esse papel. A Missa, por exmplo, não é um teatro, mas exige ainda maior exatidão em seu simbolismo do que qualquer obra de arte. O sacerdote faz realmente o papel de Jesus, está "in persona Christi". Não sei se esse raciocínio está mesmo certo, mas fico pensando que a Ordenação está reservada aos homens por questões de simbolismo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alfonso8:51 p. m.

      ¡Qué buena aportación, Mauro! El sacerdone está “in persona Christi”, con lo cual no sería lógico ni estético ni nada que lo hiciese una mujer.

      También se me ocurre que Dios podría perfectamente haber elegido encarnarse como mujer y habernos redimido siendo una mujer. Pero eligió ser hombre (por muchas razones que Él contemplaría, pero imagino que sobre todo es para que nosotros, don nuestra “dureza de cerviz”, lo entendiésemos y aceptásemos lo menos difícilmente posible). Y de hecho, para que la humanidad, hombre Y mujer, estuviese representada completamente en la redención, pues hizo de María, una mujer, nuestra CORREDENTORA.

      Eliminar
    2. Anónimo9:52 p. m.

      Totalmente de acuerdo contigo Alfonso, pero pienso que se hizo hombre porque siempre ha existo el machismo en la cultura, sino le han hecho caso a las enseñanzas de Jesús siendo hombre menos le harán caso a una Mujer.

      Eliminar
    3. Sí, exacto Anónimo 9:52pm, eso es lo que quise decir.

      Eliminar
    4. Con todo respeto creo que es una enorme simpleza considerar que Dios se encarnó en un hombre y no en una mujer por cuestiones de machismo.

      Eliminar
  38. Alfonso8:19 p. m.

    Bonita foto del padre Fortea… ¿en Florencia, con el Ponte alle Grazie sobre el río Arno de fondo?

    Yo soy un ignorante sobre teología y seguro que digo tonterías… pero cuando mis amigos protestantes —de Christian denominations que tienen hasta ‘obispas’— me preguntaban que por qué la Iglesia Católica “excluye” a la mujer del sacerdocio y administrar sacramentos… yo les respondía que eso es como decir que Dios “excluye” al hombre del embarazo y dar a luz… y que quizá no deberían ver el sacerdocio como una especie de superioridad, al igual que no se debe ver al padre superior a la madre ni viceversa… sencillamente son roles distintos, cada uno creado por el Creador con unas características físicas, psíquicas y quizá hasta espirituales IDÓNEAS para su función.

    Y así, al igual que en el caso del hombre vs. la mujer para la función del embarazo es obvia la diferencia (el hombre, por diseño divino, no puede tener hijos), pues para la función del sacerdocio también hay esas diferencias (la mujer, por diseño divino, no puede administrar sacramentos). Y que por ello no es más uno que otro.

    Por ejemplo, si en una sociedad o un país o una etnia las mujeres no van a la guerra a luchar cuerpo a cuerpo o no hacen cierto tipo de trabajos pesados, etc., en general nadie reivindicaría que es que se la “excluye” de tales roles. (Y digo “en general” pues ahora con la ideología de género se dicen tonterías así y más). El feminismo correcto y equilibrado es el de complementareidad emtre el hombre y la mujer, y esa torpe obsesión con el de igualdad no es sino ciega con los miles de parámetros que olvidan en sus “métricas” — de lo contrario terminaríamos con sociedades tan enfermas mentales que en su usurpación a Dios meterían en quirófano a todos los bebés recien nacidos a (por ejemplo) extirpartes ojos y demás, y repartirlos trasplantándolos “equitativamente” porque es “injusto” que unos nazcan con ojos azules y otros no, etc.

    Además, les comentaba que la función principal del sacerdote es SERVIR, y de hecho el “jefe de todos los sacerdotes” (el papa) en la Iglesia católica tiene precisamente el título de Servus servorum, es decir siervo de los siervos, y obviamemte Dios no ha querido “rebajar” a la mujer a tal “servidumbre” (y digo “rebajar” y “servidumbre” por usar palabras del tenor de “excluir”, es decir, entendibles para los que todo lo ven jerárquicamente y aún no han comprendido que la 2ª Persona de la Trinidad, que es Dios y Rey, se hizo esclavo, y así, como Cristo, nos explicó y dio ejemplo con su vida de que es necio querer ser “el primero” en el mundo pues equivale a querer ser “el útimo” en el Reino de Dios).

    La razón de la “exclusión” de la mujer al sacerdocio es LA MISMA que la exclusión del hombre al embarazo o a ese momento tan íntimo y precioso madre-hijo como es el amamantar. IMHO está bien inquirir sobre las razones de las “decisiones de diseño” divino en la creación (y ese quehacer del teólogo), pero también es bueno recordar las limitaciones de nuestro entendimiento, como explicó Jesús al final de esa Última Cena de institución de la Eucaristía: «Muchas cosas tengo que deciros todavía, pero ahora no estáis capacitados para entenderlas. Cuando venga él, el Espíritu de la verdad, os guiará a la verdad completa.» (Jn 16:12-13).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo10:18 p. m.

      Estoy de acuerdo contigo Alfonso sobre lo que explicas de la exclusión, sin la concepción las mujeres no habría sacerdotes.

      Eliminar
    2. Anónimo12:33 a. m.

      Mejor recopilacion del tema tratado por cada comentarista en su momento, desde el inicio hasta ahora, no pudo mejor ser hecho. Has pasado por todos los vertices aqui tratados.

      Que bien!!

      Eliminar
  39. Anónimo9:04 p. m.

    Yo pienso que la virgen .no fue sacerdote una por que estaba casada.y dos por que parió como cualquier mujer digo yo,aunque nunca ,se ha hablado.del parto ??.Aun así si.la virgen hubiera sido.ordenada sacerdote no existiría la religión católica. Tal cual la conocemos.

    ResponderEliminar
  40. Martillo de los Trolls9:06 p. m.

    Bonita foto del padre Fortea… ¿en Florencia, con el Ponte alle Grazie sobre el río Arno de fondo?

    Yo soy un ignorante sobre teología y seguro que digo tonterías… pero cuando mis amigos protestantes —de Christian denominations que tienen hasta ‘obispas’— me preguntaban que por qué la Iglesia Católica “excluye” a la mujer del sacerdocio y administrar sacramentos… yo les respondía que eso es como decir que Dios “excluye” al hombre del embarazo y dar a luz… y que quizá no deberían ver el sacerdocio como una especie de superioridad, al igual que no se debe ver al padre superior a la madre ni viceversa… sencillamente son roles distintos, cada uno creado por el Creador con unas características físicas, psíquicas y quizá hasta espirituales IDÓNEAS para su función.

    Y así, al igual que en el caso del hombre vs. la mujer para la función del embarazo es obvia la diferencia (el hombre, por diseño divino, no puede tener hijos), pues para la función del sacerdocio también hay esas diferencias (la mujer, por diseño divino, no puede administrar sacramentos). Y que por ello no es más uno que otro.

    Por ejemplo, si en una sociedad o un país o una etnia las mujeres no van a la guerra a luchar cuerpo a cuerpo o no hacen cierto tipo de trabajos pesados, etc., en general nadie reivindicaría que es que se la “excluye” de tales roles. (Y digo “en general” pues ahora con la ideología de género se dicen tonterías así y más). El feminismo correcto y equilibrado es el de complementareidad emtre el hombre y la mujer, y esa torpe obsesión con el de igualdad no es sino ciega con los miles de parámetros que olvidan en sus “métricas” — de lo contrario terminaríamos con sociedades tan enfermas mentales que en su usurpación a Dios meterían en quirófano a todos los bebés recien nacidos a (por ejemplo) extirpartes ojos y demás, y repartirlos trasplantándolos “equitativamente” porque es “injusto” que unos nazcan con ojos azules y otros no, etc.

    Además, les comentaba que la función principal del sacerdote es SERVIR, y de hecho el “jefe de todos los sacerdotes” (el papa) en la Iglesia católica tiene precisamente el título de Servus servorum, es decir siervo de los siervos, y obviamemte Dios no ha querido “rebajar” a la mujer a tal “servidumbre” (y digo “rebajar” y “servidumbre” por usar palabras del tenor de “excluir”, es decir, entendibles para los que todo lo ven jerárquicamente y aún no han comprendido que la 2ª Persona de la Trinidad, que es Dios y Rey, se hizo esclavo, y así, como Cristo, nos explicó y dio ejemplo con su vida de que es necio querer ser “el primero” en el mundo pues equivale a querer ser “el útimo” en el Reino de Dios).

    La razón de la “exclusión” de la mujer al sacerdocio es LA MISMA que la exclusión del hombre al embarazo o a ese momento tan íntimo y precioso madre-hijo como es el amamantar. IMHO está bien inquirir sobre las razones de las “decisiones de diseño” divino en la creación (y ese quehacer del teólogo), pero también es bueno recordar las limitaciones de nuestro entendimiento, como explicó Jesús al final de esa Última Cena de institución de la Eucaristía: «Muchas cosas tengo que deciros todavía, pero ahora no estáis capacitados para entenderlas. Cuando venga él, el Espíritu de la verdad, os guiará a la verdad completa.» (Jn 16:12-13).

    ResponderEliminar
  41. Martillo de los Trolls9:06 p. m.

    Bonita foto del padre Fortea… ¿en Florencia, con el Ponte alle Grazie sobre el río Arno de fondo?

    Yo soy un ignorante sobre teología y seguro que digo tonterías… pero cuando mis amigos protestantes —de Christian denominations que tienen hasta ‘obispas’— me preguntaban que por qué la Iglesia Católica “excluye” a la mujer del sacerdocio y administrar sacramentos… yo les respondía que eso es como decir que Dios “excluye” al hombre del embarazo y dar a luz… y que quizá no deberían ver el sacerdocio como una especie de superioridad, al igual que no se debe ver al padre superior a la madre ni viceversa… sencillamente son roles distintos, cada uno creado por el Creador con unas características físicas, psíquicas y quizá hasta espirituales IDÓNEAS para su función.

    Y así, al igual que en el caso del hombre vs. la mujer para la función del embarazo es obvia la diferencia (el hombre, por diseño divino, no puede tener hijos), pues para la función del sacerdocio también hay esas diferencias (la mujer, por diseño divino, no puede administrar sacramentos). Y que por ello no es más uno que otro.

    Por ejemplo, si en una sociedad o un país o una etnia las mujeres no van a la guerra a luchar cuerpo a cuerpo o no hacen cierto tipo de trabajos pesados, etc., en general nadie reivindicaría que es que se la “excluye” de tales roles. (Y digo “en general” pues ahora con la ideología de género se dicen tonterías así y más). El feminismo correcto y equilibrado es el de complementareidad emtre el hombre y la mujer, y esa torpe obsesión con el de igualdad no es sino ciega con los miles de parámetros que olvidan en sus “métricas” — de lo contrario terminaríamos con sociedades tan enfermas mentales que en su usurpación a Dios meterían en quirófano a todos los bebés recien nacidos a (por ejemplo) extirpartes ojos y demás, y repartirlos trasplantándolos “equitativamente” porque es “injusto” que unos nazcan con ojos azules y otros no, etc.

    Además, les comentaba que la función principal del sacerdote es SERVIR, y de hecho el “jefe de todos los sacerdotes” (el papa) en la Iglesia católica tiene precisamente el título de Servus servorum, es decir siervo de los siervos, y obviamemte Dios no ha querido “rebajar” a la mujer a tal “servidumbre” (y digo “rebajar” y “servidumbre” por usar palabras del tenor de “excluir”, es decir, entendibles para los que todo lo ven jerárquicamente y aún no han comprendido que la 2ª Persona de la Trinidad, que es Dios y Rey, se hizo esclavo, y así, como Cristo, nos explicó y dio ejemplo con su vida de que es necio querer ser “el primero” en el mundo pues equivale a querer ser “el útimo” en el Reino de Dios).

    La razón de la “exclusión” de la mujer al sacerdocio es LA MISMA que la exclusión del hombre al embarazo o a ese momento tan íntimo y precioso madre-hijo como es el amamantar. IMHO está bien inquirir sobre las razones de las “decisiones de diseño” divino en la creación (y ese quehacer del teólogo), pero también es bueno recordar las limitaciones de nuestro entendimiento, como explicó Jesús al final de esa Última Cena de institución de la Eucaristía: «Muchas cosas tengo que deciros todavía, pero ahora no estáis capacitados para entenderlas. Cuando venga él, el Espíritu de la verdad, os guiará a la verdad completa.» (Jn 16:12-13).

    ResponderEliminar
  42. Pedro Coral Tavera9:08 p. m.

    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  43. Pedro Coral Tavera9:09 p. m.

    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jejeje
      Ya no me acordaba del escamoso..
      jajajaja

      Eliminar
  44. Anónimo9:16 p. m.

    No PORFAVOR MUJERES SACERDOTES EN LA RELIGIÓN CATÓLICA NUNCA JAMÁS

    JUAN PABLO SEGUNDO ESTABA EN CONTRA. JESUS ELIGIÓ A DOCE HOMBRES. NO ELEGIO A NINGUNA MUJER

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bbrrrrummm9:54 p. m.

      ay, Señor, dame paciencia.... Dios eligió a María por su madre, y la hizo madre de todos los hombres.
      Eso no lo ha hecho con ningún varón. De entre todos los seres humanos habidos y por haber, eligió a María como el medio óptimo para hacerse hombre, Intercesora ante Jesúcristo y medianera de todas las gracias que surgen de su Corazón.

      Eliminar
  45. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  46. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo9:49 p. m.

      Cosmicom
      No has visto que Fortea te considera, por eso no has sido bloqueado. Si lo atacas a él, todos los comentariastas acabamos contigo.

      Eliminar
    2. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

      Eliminar
    3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    4. Anónimo11:47 p. m.

      Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

      Eliminar
  47. Anónimo9:56 p. m.

    Olvidaros de los trolls tocanarices y centrémonos en el tema del post. ¿No véis que tan solo quieren protagonismo? No hablemos de ellos.

    ResponderEliminar
  48. Pastor Gaytan10:23 p. m.

    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  49. Cesar Luis Freydell10:24 p. m.

    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  50. +Padre Fortea

    Estaba leyendo su libro sobre Summa Demoniaca, y me encontré sobre el tema de la noche oscura del alma. Y me gustó lo que puso, sobre la señora Javiera del Valle (sobre la experiencia en la noche oscura del alma):

    "No hallo a qué poderlo comparar: sola, sin su Dios, siente venir a ella como un ejército furioso, que la gritan que está engañada, que no hay Dios, y la cercan por todas partes, llenos de retórica que la dan conferencias, sin ella quererlo, pero no la dejan un punto, y con razonamientos tan fuertes y violentos, que a la fuerza la quieren hacer creer que no hay Dios, y con horribles bocachadas (sic), que no hay el tal Dios a quien ella busca, y como con poder sobre las potencias para no poder ni discurrir ni creer otra cosa si no es aquello que a la fuerza y más que a la fuerza quieren hacer entender y creer a uno que nada más se crea lo que ellos dicen, y a ninguna otra cosa más se crea".

    Entonces no estuve loco. A mí también me parecía "percibir" voces dentro de mi mente, que me gritaban que Dios no existía y que sólo perdía mi tiempo. Y qué bueno fue Dios, que me enseñó a verlo. Nunca nadie me habló de cómo poder creer en Dios. Muchos quieren que creas ciegamente, sin más ni más. Y cuando un joven pregunte "por qué crees", muchos no sabrán cómo o qué contestar.

    Mi hermano dice que es ateo, pero curiosamente siempre pide la bendición a mi mamá cuando la llama por teléfono, y cuando se despide. Qué curioso.

    ***

    Estoy buscando algo especialmente interesante en su libro para compartirlo.

    ResponderEliminar
  51. Que tal padre Fortea
    esa fotografía suya contrasta con esas otras que nos había mostrado del viaje a Florencia, que bien que hay un puente detrás para dar paso a un tema que parece pasa de noche.
    Un tema que aunque muy claro parece generar polémicas y que obviamente a muchos no les gusta, ni el cuestionamiento (porque parece más desconocimiento de la propia religión), ni la exigencia.
    Como he podido leer, ya ha habido investigaciones, cartas, declaraciones aclaratorias y en todas se ha dicho que las mujeres no pueden ni deben ser sacerdotes ya que nuestro papel es otro y es uno muy importante y honroso. La concepción, ayudamos en la vida.
    Esta anotación suya padre Fortea, viene muy bien a exigencias sacadas tal pareciera de un plan para acabar con lo ya establecido, en mchos ámbitos de la humanidad.
    La familia, la mujer y su verdadero valor, el hombre y su valor como tal, con su papel como es. (Creo que no soy clara).
    Le felicito por la anotación.
    Le envío saludos.

    ResponderEliminar
  52. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  53. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. +COSMICOM

      Vi el video, y me gustó que el periodista (o locutor, lo que sea) hubiera aclarado que "no se puede juzgar a todos los sacerdotes [como si todos fueran iguales](minuto 1:30-1:33). Así es, no meter a todos en un mismo saco.

      Pero sí se me hace injusto que a veces parezca que a la Iglesia le da igual esos casos. Aunque no sé qué pensará Dios sobre ello. Sólo me pongo en el lugar de los han sido víctimas, e imagino su impotencia.

      Eliminar
    3. +COSMICOM
      Al menos el Papa tiene buena voluntad. Aquí hay algunas palabras del Papa con respecto a ese tema:

      https://goo.gl/cdolhQ

      ***

      Y bueno, estoy de acuerdo en lo que el Padre Fortea dijo, sobre que ese Sacerdote realmente fundaría esa legión porque así lo quería Dios, aunque luego él mismo cayó en pecado.

      Pero estoy también a favor de la idea del Papa: cero tolerancia contra la pederastia (y no porque yo desee castigos para otros, sino porque es injusto para las víctimas, y también porque entonces la Iglesia no daría ejemplo de justicia).

      Eliminar
  54. Anónimo11:41 p. m.

    YO ME HE DADO CUENTA DE MIS ERRORES. AVERGONZADA ME SIENTO. IRÍA EN PERSONA A PEDIR PERDÓN

    ResponderEliminar
  55. A mi ciudad LE HACE FALTA. SI VEIS AL OBISPO COMENTÁRSELO.

    ResponderEliminar
  56. Anónimo12:03 a. m.

    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  57. Anónimo12:04 a. m.

    Así me apellido yo Pastor

    ResponderEliminar
  58. El pote Angarita12:04 a. m.

    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  59. Anónimo12:06 a. m.

    Muy bien, pero con una vez, es suficiente

    ResponderEliminar
  60. Pedro Coral Tavera12:07 a. m.

    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  61. Anónimo12:08 a. m.

    Ha tenido razón Fortea es un tema de noche con el puente detrás.

    ResponderEliminar
  62. Pedro Coral Tavera12:08 a. m.

    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo12:13 a. m.

      Recuerdas al cuento de Hambre de Lobo. Tu eres el conejo.

      http://www.didier-jeunesse.com/livre/faim-de-loup/

      Eliminar
  63. Pedro Coral Tavera12:10 a. m.

    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  64. Anónimo12:10 a. m.

    Cuando estés durmiendo lo repetirás dormido,te levantaras diciendo la misma canción, hasta que despiertes y estés consciente

    ResponderEliminar
  65. Anónimo12:19 a. m.

    Las mujeres al poder, las mujeres al poder...es una canción de Concha Velasco¡¡

    ResponderEliminar
  66. .











































    .




















































    .
































































    .












































    .





















































    .











































    .



























































    .






































    .










































    .










































    .





































    .















































    .


















































    .

















































    .
















































    .











































    .

















































    .















































    .





















































    ...

    ResponderEliminar
  67. Fernandp12:21 a. m.

    Lars, te entiendo pero piensa que al final la clave es tener o no tener fe. No hacer preguntas, no hacerse preguntas y vivir siguiendo las pautas de tu abuelo libanés.
    No hay demasiado más.

    ResponderEliminar
  68. .

















































































    .



















































































































































    .































































































































    .





































































    .





















































































    .












































































    .



























































































    .















































































    .







































































    .



























































    .





















































    .



























































































    .
























































    .




































































































    .




















































































































































































    .































































































































    .


































































































































    .
















































































    .













































    ...

    ResponderEliminar
  69. Anónimo12:24 a. m.

    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  70. Cuando es mayor el contenido teológico del post es cuando más se endemonian los trolls, que buen argumento da hoy el Padre.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lt1
      Yo percibo lo mismo, seguramente Fortis tan tranquilo.

      Eliminar
  71. Respuestas
    1. Anónimo1:34 a. m.

      Ya está catatonico
      Hay que rezar por él

      Eliminar
  72. Anónimo1:04 a. m.

    Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. +Anónimo

      ¿Menos inteligente que el hombre?

      Pues Santa Teresa de Jesüs, Santa Catalina de Siena y Santa Teresita del Niño Jesús son Doctoras de la Iglesia, son mujeres de mucha ciencia, y eso que no tuvieron estudios especiales (y menos la S. Catalina de Siena, que ni siquiera sabía escribir ni leer). He aprendido muchísimo con sus escritos.

      La inteligencia no es ningún problema. Dios mismo puede dar directamente luz a una persona si Él quiere. Como ejemplo están el Padre Vianney y San José de Cupertino, que eran "brutos", pero de almas muy puras.

      Eliminar
    2. Anónimo1:40 a. m.

      He de aceptarte lo que mencionas positivo. Pero aseverar que hay un sexo más inteligente que otro es buscar problemas donde no los hay.
      Tu afirmación tiene tantos prejuicios como faltas de ortografía. Buscas dar una opinión que respeto pero que no comparto.
      Las mujeres tenemos un papel en la historia de la humanidad como el hombre.
      No somos sacerdotes porque no se puede ser juez y parte. Nuestra labor es colaborativa igual que el hombre. En nosotras Dios da vida a nuevos seres. Ustedes como hombres pueden acceder al don del sacerdocio y traer a Jesús en la consagración.
      La mujer va al lado porque es compañera.
      Sr. o Sra. No busque polémicas su discurso tiene la tendencia de azuzar prejuicios.
      Dios le bendiga.

      Eliminar
    3. Uf! menos mal que borraron ese comentario inicial, me parecía traído de los pelos.

      Eliminar
  73. Excelente la iluminación del rostro del P Fortea. Se nota la pericia del fotógrafo

    ResponderEliminar
  74. Anónimo1:48 a. m.

    Anónimo 1:04. No sabes lo que dices.

    La mujer ha estado fuera del mundo competitivo masculino durante siglos. Solo por eso no ha destacado en ciencias o en juegos como el ajedrez. Es cuestión de tiempo. Además, el machismo ha privado a las mujeres de premios como el Nobel en mas de una ocasión.

    Sabes, por ejemplo, quien fue Marie Curie?

    Pero mira, basta con que te des una vuelta por MENSA, en cualquier parte del mundo, y comprobarás que hay allí muchas mujeres superdotadas, con cocientes intelectuales muy superiores al tuyo. :)

    ResponderEliminar
  75. Clap clap! Que hermosa y valiosa reflexión Padre!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y además interesantísima. Escuché sus sermones sobre la última cena I, II y III y me gustaron mucho. Edificantes pero además verdaderamente interesantes. La forma en que va explicando el sentido de la levadura; El salmo que estaba escrito para Jesús. Etcétera. Se nota en ellas su PASIÓN por la verdad, por la religión y por la historia. Que bien ha encontrado su vocación en el sacerdocio. Algunos padres muy buenos que yo conozco pero no saben ni que decir en las homilias. Pero son buenas personas. No hay sacerdotes malos. Hay sacerdotes débiles. Oiga padre Rece por mi!! Aca yo lo mmismo por usted y todos ustedes. Animo!

      Eliminar
    2. A veces creo que Nuestro Señor escoge a sus sacerdotes no precisamente por perfección, es como preguntarse porque eligió a Pedro y no a Pablo como primer Papa :/

      Eliminar
  76. Jajjaja se volvieron locos los trolls con el post de la Virgen!

    ResponderEliminar
  77. Hay cosas que la Iglesia no puede hacer, y una de ellas es ordenar mujeres para el ministerio sacerdotal. Jesús podía haber elegido a mujeres de los DOCE, y no lo hizo. La Santísima Virgen, que tiene como dice el padre Fortea la Iglesia por pedestal, no goza de esta dignidad que consiste fundamentalmente en la transubstanciación de la Eucaristía, esta es la dignidad más importante de este ministerio. Que junto con la facultad para perdonar los pecados, y de atar y desatar en el cielo, convierte al ministerio sacerdotal en una dignidad propia del sacerdocio ministerial que le diferencia del sacerdocio común de los fieles.

    ResponderEliminar